e-Commerce

Buenas prácticas al diseñar una Tienda Online

El diseño de una tienda online debe formar parte de una estrategia previa acorde a nuestros objetivos y además, debe estar pensada para el usuario y debe generarle confianza para que termine comprando.

Cuando llega el momento de diseñar una tienda online, hay una serie de aspectos a tener en cuenta en el proceso de creación, no solo pensar en la parte estética (o que tenga un diseño bonito), sino también en la parte funcional. ya que el diseño sin funcionalidad, no es diseño.

A continuación te presentamos 10 factores que debes tener presentes para que tu tienda online cumpla con ser usable, útil para el usuario y orientada a conversión.

1. Tener claro lo que tu tienda online debe ser

Para esto debemos saber con exactitud lo siguiente:

  • Qué tipo de artículos se van a vender (moda, alimentación, electrónica, material deportivo, artículos para bellas artes, productos químicos, piezas mecánicas…)
  • Cuántas categorías, subcategorías y productos va a contener.
  • Qué se quiere destacar (humanizar la tienda viendo el equipo, propuestas de valor, mostrar las tiendas físicas…).
  • Conocer el comportamiento del usuario, debemos ser consciente que siempre tendremos usuarios nuevos y usuarios recurrentes, a los primeros se tratará de llamar siempre su atención, mientras que los segundos ya estaran acostumbrados a usar el sitio.

2. Conocer la identidad de la marca

La tienda online debe de ser un reflejo en pantalla de la marca, no tienes que utilizar colores y tipografías totalmente distintas a la marca, hay que evitar que cualquiera que entre en la tienda online pueda llegar a confundirse si ya conoce la marca o, si aún no la conoce, pueda llegar a estar dudando de dónde se encuentra.

Tanto el color como la tipografía, son fundamentales a la hora de comunicar lo que deseamos, por lo que, si vemos que la marca está mal construida desde el principio, quizá sea un punto de partida para que su identidad se vea renovada y reforzada.

3. Piensa en móvil

En el último año, el 28% de las compras online en Perú se realizaron a través de dispositivos móviles, en comparación a compras a través de PC o Portátiles. Este es el motivo para tener en cuenta que nuestra tienda online se verá en pantallas reducidas.

Debemos conseguir que la tienda no pierda usabilidad y que toda la información siga siendo accesible. El tamaño de los botones y de los textos, así como la visibilidad y comportamiento del menú, pueden condicionar el diseño de la tienda online en los dispositivos móviles, haciéndola usable o un absoluto caos.

4. Piensa en el usuario primero

Podemos hacer una tienda online muy bonita, pero si el usuario tiene problemas, de nada nos sirve porque se llevará una mala experiencia y perderemos la oportunidad de crear una buena conexión con nosotros. Recuerda que “El usuario es nuestro amigo, no nuestro enemigo”

Debes de tener en cuenta cuál es el perfil de quien navega por tu tienda online para saber cómo vas a vender tu productos.

5. Jerarquía del Contenido

El contenido y la arquitectura de la información es otro factor a tener cuenta al diseñar tu tienda online. Ten bien claro el contenido de tu tienda online y lo que quieres destacar, de mayor a menor importancia, y a raíz de ahí ¡Adelante con el diseño! Porque recordamos, que al diseñar una tienda online lo bonito y lo usable van de la mano, si alguno de estos dos factores falla nuestra tienda online también lo hará.

6. Bocetear la idea

Cuando hay cortos plazos para realizar un diseño, se tiende a diseñar directamente sobre un documento en blanco, pero vale la pena invertir un poco de tiempo en plasmar nuestra idea en papel, así vamos a poder visualizar todo más claro, antes de darle estilo a nuestro diseño.

7. Evitar elementos innecesarios

Hay que guiar al usuario de manera que pueda encontrar lo que busca cuanto antes, sin ningún tipo de distracción, y que pueda llegar al carrito lo más rápido e intuitivamente posible, dejando también atrás cualquier duda que pueda tener:

Tenemos que ponerle “en bandeja” la compra, como si fuésemos sus guías.
Destacar bien las llamadas a la acción, que en cada página tan sólo destaque lo realmente importante. Que todo sea legible, pensando en que vaya al siguiente paso.

8. Recomienda productos

Añade productos recomendados en las fichas de producto y en el carrito, o bien justo al añadir un producto al carrito mediante un popup incita a que la cesta incremente, es lo que llamamos “cross-selling” o venta cruzada.

9. El camino más fácil a la compra

EL usuario debe tener tener claro en todo momento qué va a comprar y cuánto va a tener que pagar. Debemos intentar realizar el pago en un sólo paso tras el carrito y pedirle tan sólo la información necesaria.

También hay que asegurarse de que tenga toda la información visible sin andar perdido y sin saber cuándo va a terminar todo el proceso de compra. Que sólo deba de rellenar los campos necesarios y tenga bien visible el botón de realizar pago.

10. Los pequeños detalles importan

Lo que hay detrás de la compra y los detalles de la tienda también importa. Una vez que el usuario ha comprado es el momento idóneo para fidelizar al cliente e invitarle a que estreche su relación con nuestra marca y nuestra tienda online. Ponerle en bandeja los enlaces a redes sociales, a seguir nuestro blog, o, por qué no, incluso darle un descuento para su siguiente compra.

Las páginas de contenido estático de quiénes somos, contacto o preguntas frecuentes, nos dan la oportunidad de darle un toque diferente e interesante a nuestra tienda online.

Si crees que podemos ayudarte en el diseño de tu tienda online, habla con nosotros. ¡Contáctanos Ahora!

Fuente: https://www.shopify.com/blog